Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

17 de julio de 2011

Mi primer mes como runner


El pasado 14 de Junio, tras un par de semanas con el asunto rondándome la cabeza, decidí comprarme unas zapatillas deportivas de running y ese mismo día empezó mi reciente afición a este deporte que, hasta ahora, siempre había considerado monótono y aburrido.

Pero la verdad es que después de este mes de "experiencia" puedo decir que estoy enganchado (es la enésima vez que me engancho a un deporte) al asunto de correr. Creo que mi enganchada hubiera sido mucho menor si no  monitorizase mis rutas y frecuencia cardiaca gracias a Sports-tracker (una aplicación que permite trackear tu ruta y poder luego consultarla en el mapa, los km que haces, la media de velocidad, la frecuencia cardiaca, etc).

Y es que creo que el deporte -al menos como yo lo concibo- es competición. Normalmente prefiero competir contra otros, pero si no es así... reconozco que me está gustando competir contra mi mismo y ver como poco a poco mi ritmo mejora, la frecuencia cardiaca es más "normal" y me siento más cómodo corriendo durante más tiempo.

En un mes, me he puesto las zapatillas y he salido a correr 14 días, en los que he estado corriendo un total de 7h 53 minutos para recorrer 67,4 km (media de 4,8 km por carrera), a una velocidad media de 8,5 km/h, casi 52.000 pasos, con una frecuencia cardiaca media de 155 pulsaciones por minuto y un pico máximo de pulsaciones (el primer día) de 192.


Pero lo mejor es que cada vez voy más rápido y cada vez me encuentro más cómodo con mi respiración y frecuencia cardiaca (que al final es lo que te marca tu velocidad). Es cierto que hasta ahora nunca he tenido problema de piernas, y cuando paraba era por ver que andaba muy alto de pulsaciones, pero en los últimos días que he salido a correr me he encontrado con un par de problemas. No por sentirme cansado o notarlas pesadas, si no porque las últimas dos veces he tenido dos mini-lesiones parecidas. Ambas en los gemelos, y en ambos casos parecía una sobrecarga.

El asunto es que llevo toda mi vida haciendo deporte (mucho) y tengo el cuerpo bastante castigado. Además de tendinitis en las dos rodillas, y en el codo y hombro derecho, he sido operado de una rotura de ligamentos externo del tobillo derecho y del tendón de aquiles del pie izquierdo... y cuando el otro día noté que precisamente en la zona del tendón tenía una rigidez importante después de 4 km de carrera... tuve que parar. Estuve sin hacer nada 3 días y pico, y ya de vacaciones en Cantabria, ayer decidí salir a correr otra vez, pero apenas en el primer km, noté un pinchazo en el otro gemelo (el derecho), que no me impidió parar. Terminé los 5,5 km y llevo un día y pico con bastante dolor en el gemelo.

La pregunta que me hago es, ¿por qué? Quizás porque al principio corría al trote cochinero y ahora voy más rápido. Quizás porque en los últimos 6 meses apenas había hecho deporte y en sólo un mes he tratado de recuperar. Quizás porque mi peso no se corresponde con mi musculatura actual... sea como fuere, estoy con mucho mono de correr, pero con avisos físicos que me tienen acojonado.

De todos modos, el resumen de este primer mes de experiencia está siendo muy positivo. Me está encantando ponerme la música y salir a correr... y si las lesiones me respetan, tengo pensado apuntarme a una carrera popular de 10 km en Madrid el próximo 25 de Septiembre de 2011. Ya os contaré

Publicar un comentario en la entrada