Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

7 de febrero de 2014

Si estás en paro, sigue formándote

En varias ocasiones he hablado en El blog del Marketing sobre la importancia de la formación para el desarrollo profesional. No sólo al terminar la carrera universitaria (graduado o licenciatura), sino también para configurar nuestra propia hoja de ruta una vez estamos ya trabajando, y con el objetivo de mejorar y convertirnos en mejores profesionales. Pero no se hace solo por ser mejor. También por ser diferentes.
Además, la oferta de cursos para post-graduados es cada vez mayor y más diversa. En metodologías y en temarios. Cada vez encontramos más escuelas de negocios e incluso empresas que se asocian con éstas primeras para ofrecer sus productos de formación, apoyándose en prácticas profesionales, o sencillamente alrededor de alguno de sus productos o servicios más exitosos.
Esto es lo que ocurre con uno de los gigantes del mundo editorial: Wolters Kluwert. Ofrecen cursos como el máster universitario de acceso a abogacía y práctica jurídica, que ofrecen apoyándose en la universidad Francisco de Vitoria, y que está enfocado para graduados o licenciados en derecho,  o un máster para controller si lo que te gustan son las finanzas y el control de gestión en la empresa (ahora que lo pienso, podría llegar a venirme bien), que lo hacen de la mano de la Asociación Española de Controlers.
La formación en época de crisis se ofrece como una solución a muchos profesionales que -con buen criterio- en vez de seguir esperando una oportunidad sentados en la silla, se tiran a por ella complementando sus competencias y de paso asegurándose el networking que te da estudiar con un grupo de compañeros con un perfil similar al tuyo y que, posiblemente, termines encontrándote en los sucesivos años de tu carrera profesional.
Es una decisión compleja, porque cada vez hay más materias y contenidos, y el abanico de modalidades (presencial, executive, online, semi-presencial, etc) hacen difícil elegir cual es el mejor. Pero es que no creo que haya una solución perfecta, sino TU solución perfecta, así que te aconsejo que preguntes y pidas asesoramiento a amigos, profesionales e incluso a las escuelas que ofrecen dicho abanico de soluciones formativas.
Pero no esperes... la peor gestión es la que no se hace.