Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

2 de agosto de 2016

Helloprint. Un ejemplo de cómo Internet acerca todo tipo de industrias al usuario de a pie


Me sorprende la creciente accesibilidad de algunos productos y servicios, adquirida sin duda alguna gracias a la "democratización" de Internet, y a la facilidad que este medio les ofrece a emprendedores de todo el mundo, sin importar en realidad donde se encuentren físicamente.

Hace tiempo era impensable por ejemplo hacerle un recibimiento a un amigo que vuelve a España después de varios años en otro país y que es recibido por amigos y familiares en el aeropuerto con todo tipo de pancartas. O mejor dicho, es imaginable, pero el nivel de las pancartas y carteles deja mucho que desear.

Sin embargo cada vez es más fácil poder imprimir posters y carteles con un aspecto y unos materiales super profesionales gracias a servicios como los de Helloprint, que permiten imprimir un montón de tamaños diferentes, con texturas que varían hasta incluso la posibilidad de imprimir un poster resistente al agua, como los que vemos en marquesinas de autobuses, o en publididad exterior.

Y no necesitas tener conocimientos de impresión que normalmente quedaban en manos de agencias de publicidad que tenían este tipo de relación con imprentas y que prácticamente convertían en una nebulosa para el cliente el entendimiento de los precios y de diferentes opciones de impresión. Ahora todo eso ha cambiado y resulta transparente para el cliente, con lo que eso significa a la hora de poder comparar entre diferentes opciones y -por qué no- entre distintos proveedores para un servicio determinado.


Pero por lo que he podido ver en la web de Helloprint -y sin conocer exahustivamente a sus competidores- creo que el proceso de entendimiento de los diferentes productos que ofrecen y los precios asociados a las diferentes opciones es realmente claro y sencillo para usuarios ajenos al mundillo de la cartelería, gracias a la accesibilidad y facilidad de uso que ofrece Internet, que no para de acercar empresas y clientes de un modo realmente sencillo.

No te lo pienses mucho y prueba a crear tu propio poster (incluso para poder ponerlo en la habitación de tus hijos sin tener que recurrir a posters pre-diseñados y casi siempre con los mismos clichés). Seguro que es un regalo que le hará muchísima ilusión.