Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

4 de febrero de 2013

España, un país de pandereta (#TenemosLoQueNosMerecemos)

Decepción es la palabra que más pasa por mi cabeza los últimos días, desde que el caso Bárcenas, con los sobrecitos y los pagos a la cúpula del Partido Popular irrumpió a los medios. 

Es una especie de confirmación a lo bestia de algo que en cierto modo todos conocíamos, que en este país de pandereta todo el que puede, roba a costa del resto.

Igual que los americanos son patriotas, los chinos trabajadores o los alemanes cuadriculados... los españoles somos unos chorizos

Y digo somos, porque la misma culpa tiene el PSOE y sus míticos casos de corrupción que salpicaron con violencia a finales de los 80 y principios de los 90, como lo que acaba de ocurrir con el PP y el caso Gurtel, o el previamente comentado caso Bárcenas, con un tio mandando a un paraíso fiscal la nada desdeñable cantidad de 22 millones de euros en dinero b.


¿Qué coño es esto? ¿Qué falla aquí? Se me ocurren una y mil excusas / razones para tratar de entender el por qué, si bien ninguna termina de convencerme.

A veces he pensado que la Democracia que tenemos es joven e inmadura, con suficientes grietas por cerrar aquí y allí, como para prestar atención a que nadie se lleve sacos de nuestro dinero por la puerta de atrás, pero desde mitad de los 70 hasta ahora han pasado casi 40 años... y yo con 38 me considero una persona madura, con lo que no sé por qué una Democracia aún debería ser considerada inmadura con esa edad.

Otra excusa / razón que me viene de vez en cuando a la cabeza es la de la "cultura mediterránea", pero en el fondo no es más que confirmar la teoría del "chorizo infinito", que no es otra que la de que, mires a donde mires, hay un chorizo dispuesto a quedarse con tu cartera y con todo lo que llevas dentro. 

Porque si altos cargos del gobierno, la oposición o de los "países catalanes" (ja) están envueltos en casos de corrupción de este tamaño, me pregunto qué no estarán haciendo los alcaldes caciques y demás gestores de otras instituciones donde, los mecanismos de control se presuponen ínfimos, comparado con lo que al menos "debería estar ocurriendo" en las altas escalas de la vida política de un país.

Como he dicho antes, sólo tengo 38 años, y no sé a ciencia cierta cual ha sido el caldo de cultivo de movimientos sociales (e incluso militares) en otros países y culturas, pero la realidad es que lo que está ocurriendo en este país de pandereta al que llamamos España, es como para echarse a la calle con la guadaña en mano y acabar con tanto descaro de un plumazo.

Evidentemente la respuesta más racional a tan sangrienta propuesta es que va contra las leyes... pero podríamos responder que va contra las mismas leyes que debería seguir la corrupta clase política de nuestro país de pandereta (y que visto lo visto, se pasan por el forro de los cojones).

Pero sin llegar a la sangre por la sangre (creo que empiezo a entender a los gobernantes de la Edad Media, cuando decidían ajusticiar en la plaza mayor del pueblo para dar ejemplo a los que tuvieran ideas similares a las del ejecutado), de verdad creo que algo habrá que hacer. 

No soy amigo de los movimientos absurdos (en mi opinión) como puedan ser sentadas, caceroladas, huelgas generales, y todo ese conjunto de "medidas de presión" que no hacen sino decelerar el ritmo económico y el foco en los esfuerzos que todos y cada uno de nosotros debemos de tener, a la vez que dan poder tácito y refuerzan las posiciones de fuerza de otro grupúsculo de sinverguenzas (los sindicatos) que no hacen sino jugar con las teclas adecuadas para, igualmente ser movilizados en pos del propio interés (económico), y no del de cada uno de nosotros.

Pero entonces, ¿qué hacemos? Me niego a creer que este atajo de mierdecillas llamados políticos pertenecen todos a la calaña de sinverguenzas sin escrúpulos que -incluso en los momentos de crisis en los que más hay que arrimar el hombro- se aprovechan de "la masa social" y se rien de nosotros en nuestra cara. 

Estoy seguro que hay políticos que tienen vocación de ayuda y servidumbre a los ciudadanos, pero creo que al final ocurre igual que con los casos de dopaje en el ciclismo. Ninguno quiere quedarse fuera del "movimiento", porque si lo hacen, se quedan fuera de la foto..y al final están todos de mierda hasta el cuello. De igual modos que si todos se dopan, tu no ganarás jamás, si todos roban y viven como Dios, tu no quieres ser el único imbecil al que señalen entre risas por no hacerlo. No encuentro otra explicación que la de la tontuna colectiva.

Pero no olvidemos que en fondo, son nuestros representantes y en quienes confiamos nuestro futuro por medio de sus planes económicos, sociales, culturales, etc... que supuestamente plasman en un "programa político" previo a las elecciones, aunque sólo 1 mes después de las mismas puedan limpiarse el culo con dichos panfletos tan solo "porque las circunstancias han cambiado", o "porque la situación actual no lo aconseja".

¿Acaso les damos barra libre para hacer lo que quieran, sin ningún control sobre sus actos? ¿Acaso pueden robar a manos llenas y después aparecer en los medios para negar la mayor? ¿Nadie va a tomar cartas en el asunto? 

¿Cuánto va a durar este auto-protección que tienen unos para con los otros? Me da igual PSOE y sus ERES encubiertos, PP y los Gurtel, Bárcenas, etc... o el CIU con millones de euros encontrados en bancos extranjeros, de dudosa (eso quieren hacernos creer) procedencia. Son todos la misma mierda. No se merecen ni un sólo voto. ¿Cómo podemos seguir confiando en quién te roba de tu propio bolsillo mientras se rie al hacerlo?

Por lo que a mi respecta, no pienso votar a nadie en un buen puñado de legislaturas. Antes me parecía una postura inmadura, pero quizás eso sea lo mejor por mi parte... asumir que no soy tan maduro como pensaba, y que todo este juego político me queda muy, muy grande. Si tu eres tan inmaduro como yo y quieres que sepa todo el mundo que no estás dispuesto... comparte este post tanto como puedas.

Soy demasiado "español", responsable y honesto conmigo mismo, como para entender este tipo de actitudes de un puñado de políticos de mierda.


(Disculpas anticipadas por mi lenguaje y mi agresividad mostrada en este post, pero creo que expreso el sentimiento de mucha gente, y los sentimientos no van adornados con palabras rimbombantes, así que esta es la forma que mis dedos han expresado lo que hay dentro de mí)
Publicar un comentario