Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

8 de septiembre de 2008

Consejos para comprar una vivienda

Encuentro en Gurusblog (y que ellos a su vez rescatan de SmartMoney) una entrada que copio y pego directamente por cómo podría ayudar a mucha gente, sobre todo ahora que la gente anda necesitado de vender su casa... y con ganas de comprar por los precios existentes.

Aquí os queda...


1- Espera a vender tu vivienda, antes de comprar la nueva. Tal cómo está el mercado uno de los peores errores que puedes cometer es comprar una vivienda sin antes haber vendido la tuya. Durante los años de bonanza era una práctica habitual comprar la vivienda que deseabas y conseguir una hipoteca o préstamo puenta mientras vendias la tuya. Esto funcionaba cuando los pisos se vendían en un par de meses y los precios estaban al alza. A día de hoy puedes tardar más de un año en vender tu piso y verte obligado a realizar un importante descuento en precio, lo que puede convertirse en una trampa mortal.

2- Asegúrate de que el banco te concederá la hipoteca. Los tiempos de los créditos hipotecarios fáciles se han acabado. Antes de comprometerte con las arras del piso que vas a comprar, asegúrate de que el banco te va a conceder la hipoteca. Te puedes llevar la sorpresa de que puedas perder las arras porque el banco no te conceda la financiación. No sirve sólo la palabra del director de la oficina, solicita al banco que te haga una oferta vinculante por escrito.

3- Negocia el precio. Actualmente el poder está en mano de los compradores, no de los vendedores, así que no dudes en negociar el precio a la baja y tener paciencia, el tiempo está del lado del comprador.

4- Cuidado con las Arras. Aunque tengas la financiación concedida intenta que el plazo de entrega de la vivienda sea rápido y evita desembolsar una alta cantidad en las arras.

En los pisos de nueva construcción el promotor está obligado por ley a entregarte un aval bancario por el dinero que entregas a cuenta a medida que se va construyendo la vivienda. No te olvides de pedirlo. En el caso de que el promotor entre en concurso de acreedores será la única posibilidad que tendrás de recuperar tu dinero con cierta rapidez.